Menu Todas las secciones

Sigue una dieta estricta

Un concursante de ‘First Dates’: “Tengo la suerte de que no tengo gusto por la comida”

Miguel en 'First Dates'

El restaurante de ‘First Dates’ continúa dando cabida a gente de todo tipo que sigue sorprendiendo por sus peculiaridades. El último que ha llamado la atención de los espectadores ha sido Miguel, un preparador físico y culturista que sigue una estricta dieta debido a las duras competiciones en las que participa.

Mientras cenaba con Carla, su cita, Miguel le avisó de que “podríamos ir a cenar sin problema pero yo me llevaría mi tupper”. Por su parte, la joven de 22 años aseguró entender a la perfección el estilo de vida de Miguel, aunque “habría que ver hasta donde influye en un contexto real esa disciplina tan estricta”. “Mientras sea que se tiene que llevar un tupper a una cena, no importa”, añadió.

Aunque Miguel comentó que entre sus preferencias no se encontraba necesariamente una mujer con su mismo tipo de aficiones, Carla resultó ser una mujer que se cuida y a la que le gusta hacer deporte. “Me gusta que tenga los objetivos claros y que sepa trabajar por lo que se propone”, explicó Miguel después de que ella le dijera que iba a correr una media maratón.

Cuando Carla confesó que le gusta comer, Miguel realizó la declaración más llamativa de la velada: “Yo tengo la suerte de que no tengo gusto por la comida”. “Yo lo que busco es nutrirme, pienso en lo que lleva dentro la comida, me da igual el sabor”, aseguró el culturista.

El último plantón de ‘First Dates’

A pesar de que la cita entre Miguel y Carla fue sobre ruedas, ‘First Dates’ vivió este fin de semana uno de sus momentos más tensos. La cara de María, una de las concursantes, fue un poema al ver el físico de Paco, su cita, hacia el que tuvo palabras poco delicadas: “No me ha gustado nada su cuerpo, su cara tampoco me ha atraído y su forma de vestir no es la que me llamaría la atención”.

A pesar de que Carlos Sobera intentó que la comensal cambiara de opinión o al menos que lo saludara, ella estaba segura de que no quería ni cenar con él. Lo grave del asunto es que María ni siquiera quiso saludar a su cita, que mientras tanto, estaba esperando en la barra del bar. “Si quieres irte nos vamos, el fracaso forma parte del éxito. Ya veré qué me invento yo después”, le dijo el presentador del dating show a la concursante que protagonizó una nueva espantada.

Comentar
x

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies